Las fundaciones y la innovación

Este es el título de un artículo de Susana Sánchez, directora de la Fundación Centro de Innovación y Tecnología de la Universitat Politècnica de Catalunya, publicado en el El Mundo. Un ejemplo más de cómo hay una serie de actividades en nuestra sociedad que tienen en la figura jurídica de las fundaciones su traje a medida.

 

La gestión de la innovación, tanto en el sector público, como en el privado, ha experimentado un importante desarrollo. En tres décadas hemos pasado de sistemas poco flexibles, bastante cerrados y con procesos administrativos que no facilitaban la transferencia del conocimiento, a un modelo de innovación abierta, en el que grupos y departamentos de investigación ponen su conocimiento y sus capacidades a favor del sector productivo. En ese proceso han jugado un papel destacado las fundaciones.

El rol de las fundaciones, y más concretamente de las universitarias, va más allá de la gestión de la actividad filantrópica y la captación de recursos, que ha sido uno de sus campos de actuación. Las fundaciones han aportado al sistema de innovación nuevas herramientas, que van desde gestionar la transferencia de productos y servicios innovadores hasta construir el sistema de relación con el sector productivo en ámbitos diversos, desde la formación especializada a la participación en proyectos internacionales o la puesta en marcha de estructuras colaborativas, como los parques científicos y tecnológicos, los clústers o las plataformas tecnológicas, entre otras.

Esa labor de interfaz es fundamental cuando quienes generan la tecnología no cuentan, en muchas ocasiones, con mecanismos ágiles y flexibles para trasladarla a las empresas y, en sentido inverso, sirven como enlace entre éstas y el entorno académico y de investigación. Por eso, no resulta extraño que el 90% de las entidades que desarrollan su labor en el ámbito de la I+D cuenten, al menos, con una fundación en su estructura.

 

Etiquetas:
Sin comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.