Las Asociación Española de Fundaciones en las Cortes de Aragón

A continuación reproduzco la nota de prensa que desde las Cortes de Aragón han elaborado tras la comparecencia del Director general de la Asociación Española de Fundaciones, Silverio Egea. Para nosotros es crucial resaltar la importancia del tejido fundacional en la economía y su impacto en el mercado laboral español, y para seguir trabajando en labores de interés social es imprescindible atender a las demandas que se hacen sobre una correcta regulación por parte de las instituciones.

Ésta es la nota de prensa:

El director general de la Asociación Española de Fundaciones, Silverio Egea, ha planteado esta mañana ante los parlamentarios aragoneses una cuestión directa. ¿Qué hubiese pasado si durante lo peor de la crisis no hubiesen existido las fundaciones?”, ha preguntado. Al albur de este planteamiento ha defendido que estas organizaciones sin ánimo de lucro “son articuladoras y fortalecedoras de la sociedad civil” y “generamos más cohesión social y más capital social”. Por su parte, el coordinador de la Asociación en Aragón, José Ángel Rupérez, ha explicado que este sector emplea a 6.275 personas en la Comunidad autónoma, y, a nivel estatal, a más de 213.000, además de generar “el 1% del PIB”, por lo que “también somos agentes económicos”.

Silverio Egea: “Las Fundaciones son articuladoras y fortalecedoras de la sociedad civil” y “generamos más cohesión social y más capital social”

Por todo ello, por voz de su directora de Relaciones Internacionales, Isabel Peña, han pedido colaboración para “incrementar el micromecenazgo” de la sociedad, con medidas como “la mejora de la deducción por donaciones en el tramo autonómico del IRPF, incrementándolo en cinco puntos”, además de extenderlo a todas las entidades sin ánimo de lucro” y que “no solo se aplique a aportaciones dinerarias, sino también en especie”.

Por otro lado, también han pedido que la Administración “siga ahondando” en la introducción de cláusulas sociales en la contratación pública y en el modelo de concertación para la prestación de servicios de carácter social, así como que promueva el conocimiento de este sector, poniendo a disposición de la sociedad toda la información pública que tiene, facilitando su acceso.

Durante el turno de palabra de los grupos parlamentarios, Fernando Galve (PP) ha iniciado su intervención reafirmando la idea de que las fundaciones, “en tiempos de crisis, articulan la sociedad civil y son cauce de participación”, además de que “generan actividad económica y laboral”. Según Galve, son una “herramienta primordial para la colaboración público-privada”, aunque “en ocasiones, en este Parlamento estas palabras suenen como mentar al diablo para algunos”.

Por su parte, el diputado del PSOE Herminio Sancho ha advertido que “es primordial saber cuáles son sus funciones y hasta donde pueden llegar”, y ha mostrado su negativa a que algunas de ellas “se sectoricen o extralimiten”.No se puede permitir que se pongan al servicio personal de nadie”, ha remarcado, y a continuación ha pedido que “permanezcamos vigilantes con aquellas que no cumplan su cometido, así como procuremos el máximo apoyo a las que lo hagan”.

El diputado de Podemos Alfonso Clavería ha subrayado “la fortaleza de este sector aragonés”, lo que “indica la fortaleza de la sociedad civil aragonesa”. Además, a pesar de la pérdida de fundaciones aragonesas durante la crisis, “ha habido un mantenimiento de su valor añadido bruto y un crecimiento del número de beneficiarios”, tal y como ha reseñado. También ha destacado que, para Podemos, “son una fuente valiosísima de información y formación respecto a la igualdad social”.

Desde el PAR, Lucía Guillén ha resaltado “la importancia de las fundaciones, sean del tipo que sean, para la sociedad actual”, porque “sirven para complementar la labor que realiza la Administración”. También ha aplaudido la creación de esta asociación “para cooperar y ser más productivos. Son una estructura sólida que da soporte a muchas otras para sumar esfuerzos”. Por todo ello, desde el PAR “mostramos nuestra disposición para cogerles el guante”. 

Para Javier Martínez (Ciudadanos), las fundaciones  son “importantes, no solo por el tamaño del sector, sino porque llegan a donde la Administración no lo hace”. “Cuando alguien cumple esta misión, y la cumple con toda buena intención, sería necesario que lo tuviera fácil”. Por todo ello, ha manifestado la necesidad de que “haya incentivos fiscales y una ley de mecenazgo” que regule este sector. Para que esta idea cale en la sociedad, ha pedido conocer “el retorno de cada euro invertido en donaciones”.

Por último, el diputado del Grupo Mixto Gregorio Briz (CHA) ha hecho autocrítica al asegurar que “tenemos que quitarnos prejuicios” ante la realidad de las fundaciones. Para ello, ha determinado que la clave estaría en “la transparencia” de sus cuentas, y que “se tenga claro todo sobre los recursos que recibe”. Eso sí, ha puesto encima de la mesa que “algunas han funcionado mal y es algo que hay que corregir” y se ha mostrado de acuerdo en modificar el tramo autonómico del IRPF.

Sin comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.